Prohibido de forma temporal el acceso al atajo de Portada Verde desde la GC-15

El Ayuntamiento de Santa Brígida procedió la pasada semana a instalar unos pivotes que prohíben la entrada al atajo de Portada Verde a los vehículos que bajan desde la GC-15.

La decisión, tomada desde las Concejalías de Tráfico y Seguridad del consistorio satauteño, se produce después de que el concejal delegado, Armando Umpiérrez y se reuniera este mes de junio con algunos vecinos de la zona, que solicitaban dar una solución al problema causado por el tráfico. Y es que a pesar de que hace ya años se instaló en la entrada superior del atajo una señal de tráfico que prohibía la circulación a no residentes, lo cierto es que a diario centenares de conductores se saltaban la prohibición.

Ni los controles policiales ni la instalación de los conocidos como «guardias muertos» para obligar a los conductores a aminorar la velocidad han surtido efecto, por lo que algunos vecinos volvieron a trasladar sus quejas al Ayuntamiento, que ha decidido tomar cartas en el asunto. Toda vez que entre los propios vecinos no hay unanimidad en sus solicitudes (unos piden que el atajo se deje abierto, otros que se cierre temporalmente y otros que el cierre sea definitivo), el consistorio ha decidido prohibir de forma temporal la bajada de vehículos desde la Carretera del Centro con la instalación de unos pivotes que han sido ubicados en el lado derecho de la entrada.

En declaraciones a este medio, el edil Armando Umpiérrez ha segurado que “es una medida temporal puesto que entre los propios vecinos no hay consenso”, a la vez que ha señalado que “estamos en contacto permanente con el Cabildo Insular para buscar una solución definitiva”.