La Guardia Civil investiga el bloqueo del paso de una ambulancia en el Rally de Santa Brígida

La Guardia Civil del Puesto Principal de San Mateo investiga a dos personas relacionadas con la organización del Rally Villa de Santa Brígida como presuntos autores de sendos delitos de omisión del deber de socorro y desobediencia a los agentes de la autoridad por bloquear el paso de una ambulancia durante la celebración de la prueba automovilística el pasado mes de junio.

Los hechos ocurrieron el pasado día 27 de junio, durante la celebración del rally, cuando un conductor ajeno al evento sufrió un accidente en el camino El Ancón de la zona del Bajo Risco (La Atalaya – Santa Brígida), resultando herido de gravedad y precisando asistencia sanitaria. Un aviso al 112 permitió la activación de la ambulancia y de la Policía Local de Santa Brígida. Sin embargo, la organización de la prueba no ordenó el paro momentáneo de la competición, impidiendo el paso de la ambulancia.

La investigación de la Guardia Civil comenzó el pasado día 03 de julio a raíz de una denuncia interpuesta en el cuartel de la Guardia Civil de San Mateo, informando un familiar de la víctima –la mencionada persona herida- que sufrió un siniestro vial por el cual requería asistencia sanitaria por presentar lesiones graves, y que responsables de la prueba automovilística del Rally Villa de Santa Brígida no dejaron pasar a la ambulancia movilizada por la sala 1-1-2, la cual debía pasar necesariamente. Según la persona denunciante, el herido sufrió hasta cuatro pérdidas de conocimiento durante el tiempo que estuvo parada la ambulancia.

La Policía Local informó posteriormente a la Guardia Civil que llegaron al lugar por donde se accedía al lugar del accidente, el cruce de la GC-15 y la Gc-80 ( que se encontraba cerrada porque era por donde discurría el tramo), al venir la ambulancia desde Las Palmas de Gran Canaria, y que en ese momento se estaba celebrando un tramo de la prueba automovilística Rally Villa de Santa Brígida, pero que al solicitar la detención momentánea de la prueba por una razón de urgencia, los responsables correspondientes presuntamente hicieron caso omiso a las órdenes de la Policía Local para que detuvieran el tramo y no iniciasen la carrera los participantes que faltaban por salir en dicho tramo para que fuera atendido y evacuado el herido.

Por ell,o dichos agentes procedieron a entrevistarse e identificar a los responsables en concreto de la prueba, y aunque les ordenaron en varias ocasiones que detuviesen la prueba para que el herido pudiera ser asistido, presuntamente hicieron caso omiso a las órdenes de dichos agentes.

Identificados e investigados por la Guardia Civil

La Guardia Civil requirió documentación a los distintos organismos implicados en el suceso descrito, recogiendo además las declaraciones de los afectados, comprobando que el herido en cuestión era un varón joven que conducía un ciclomotor con el cual tuvo un siniestro vial en el que se produjo varias lesiones graves, y que justo en ese momento se estaba celebrando un tramo de dicha prueba entre las localidades de la Higuera Canaria y La Atalaya, no permitiendo presuntamente los responsables de la prueba el acceso de la ambulancia movilizada por el 1-1-2 hasta que no finalizó dicho tramo.

En base a los informes médicos de la atención al siniestrado, la Guardia Civil observó la gravedad de las lesiones (fracturas de ambas muñecas, rotura de los tendones del hombro derecho y erosiones en varias zonas del cuerpo) y que la tardanza en la atención médica le pudo provocar a la víctima algún tipo de padecimiento innecesario.

En base a las referidas diligencias policiales tanto de la Guardia Civil como de la Policía Local, finalmente los agentes del Área de Investigación de dicho Puesto Principal investigaron a los presuntos responsables del retraso en la asistencia médica por sendos delitos de omisión del deber de socorro y desobediencia a los agentes de la autoridad, quedando a disposición del correspondiente Juzgado de Instrucción de Guardia de Las Palmas de Gran Canaria.